Bienvenidos
Buscar:
ROSE PALMISANO / ESPECIAL PARA EXCÉLSIOR
Alvin Rangel-Alvarado, confesó que como profesor de danza demanda, pero nutriendo. En esta foto durante una de sus clases de danza moderna en Cal State Fullerton.

PERFIL: Puertorriqueño trae danzas del mundo a Cal State Fullerton

| Imprime | Envía
orojas@pe.com

FULLERTON – Alvin Rangel-Alvarado, nació hace 40 años, en Ponce, Puerto Rico.

“La danza siempre ha sido mi pasión, pero estuve en conflicto con ella, era como una relación de amor y odio”, admitió el profesor asistente de danza moderna en la Universidad Estatal de California, Fullerton, quien regresó recientemente de Taiwán donde presentó un proyecto de tango.

Explicó que en su isla natal habían compañías de ballet, pero no de danza, hasta hace aproximadamente un año. Fue a la universidad para ser maestro de inglés y por las noches tomaba clases de baile.

Pero durante el segundo período del presidente Bill Clinton, Rangel obtuvo un internado académico en Washington, DC, gracias a la Iniciativa de la Casa Blanca en Excelencia Educativa para Hispanos.

Luego ingresó a la Universidad de Cincinnati en Ohio para estudiar danza, y por sugerencia de una profesora fue a una audición en Dayton Contemporary Dance Company, donde estuvo ocho años.

“Esta compañía me ofreció un contrato a tiempo completo. Trabajé con coreógrafos de talla y reputación internacional y viajé por muchos países”, mencionó Rangel.

A comienzos del mes de octubre fue invitado por otra profesora de la Universidad Nacional de Artes de Taiwan.

“Me sorprendió que ahora en Taiwán están bailando mucho tango. Dicté un taller teórico y después de cada espectáculo había una sesión de preguntas y respuestas. Ellos saben bailar tango, pero no saben mucho sobre la historia y se interesaron en tener esta otra perspectiva. Me sentí bien recibido desde el principio”, expresó.

Este año, Rangel fundó su compañía In-version Dance Project, en la que espera invitar a distintos coreógrafos a participar.

La magia de la enseñanza

Durante los últimos cuatro años, Rangel ha estado impartiendo clases de composición, improvisación, ballet moderno e historia del ballet en CSUF.

“Enseñar literalmente es mi otra pasión, me gusta la coreografía, pero me fascina la enseñanza. Aprendo mucho de quién soy y me mantiene en constante búsqueda”, dijo.

Además comentó que procura transmitir un legado a las futuras generaciones.

“La magia de la enseñaza es toda una experiencia, estar delante de los estudiantes es una gran responsabilidad, y a la vez es un proceso de retroalimentación para mí, porque también aprendo de ellos”, dijo Rangel.

“Abajo, arriba, respira…” instruía Rangel a sus estudiantes en un reciente martes por la mañana. Ellos practicaban los movimientos una y otra vez, hasta que luego el profesor colocaba la música, entonces nacía una perfecta fusión entre ritmo y movimiento.

La clase terminó en un círculo, con ejercicios de estiramiento y respiración. Luego, estudiantes y profesor colocaron las manos juntas en señal de gratitud.

Natiana Leverich, es una de esas estudiantes quien dijo que quiere aprender diferentes estilos.

“Yo realmente disfruto las clases de Alvin, él nos enseña las técnicas, pero también la historia de quien creó esos movimientos”, dijo.

Mientras que otro de los alumnos, Alexander Caballero, mencionó que disfruta mucho de la energía que Rangel lleva a la clase.

“Me gusta cómo él nos corrige los detalles, nos hace saber cómo funcionan nuestros cuerpos, a él realmente le importas como estudiante”, dijo.

Movimientos más íntimos

Al preguntarle a Rangel si veía programas como “Dancing with the Stars” o “So You Think You Can Dance”, respondió que no, porque ve muy poca televisión.

“Creo que han hecho algo positivo al colocar la danza en la calle principal del entretenimiento y exponer diferentes tipos de danza, pero al final se pierde el elemento artístico. A mí no me entretiene este tipo de espectáculos, sí tiene su valor, pero a mí no me llama la atención”, dijo.

Rangel comentó que no existe el rigor y la disciplina que este arte implica, y plantean que cualquiera puede bailar, cuando la realidad es que ser un bailarín profesional conlleva muchos años de entrenamiento.

Con la danza se aprenden destrezas que pueden aplicarse a cualquier área de la vida, como el manejo del tiempo, la disciplina, manejo de personal, solución de problemas y colaboración, dijo.

Al preguntarle ¿qué siente cuando baila?, respondió que muchas cosas.

“La danza siempre ha sido un método de expresión de ideas y sentimientos. Expreso muchos temas a través de mis presentaciones. Cuando bailo, mi cuerpo crea una historia en un espacio, donde invito a la audiencia a compartir”, dijo Rangel.

Aunque no mencionó cuál es su género favorito, sí dijo que todos los bailes tienen su valor y algo que ofrecer en lo social, cultural e histórico.

“Yo trato de incorporar muchos géneros: salsa, tango, ritmos africanos, samba, bali, kathak que es un baile del norte de la India, porque es importante exponerse a otros géneros para enriquecerse”, dijo.

Al indagar por qué cree importante enseñar danza en instituciones de educación superior, respiró profundo y respondió:

“En los últimos años ha habido tanto enfoque en la ciencia, y no en el arte. Eso afecta cómo funciona la sociedad, hay que darle valor a las artes. Para nosotros los latinos la danza es fundamental, no conozco ningún país latino que no tenga su danza”, expresó.


Ver archivos de 'News' »
 


Ofertas
Empleos
Clasificados
Autos
Bienes raíces
El tiempo
Tráfico
MX Lotería
NWS Santa Ana - Partly Cloudy
65.0°F
Partly Cloudy and 65.0°F
Winds South at 8.1 MPH (7 KT)
Last Update: 2013-12-12 12:20:18